Etiquetas

, , , , , , , , , ,

190px-Victoria_Ocampo_y_Sur

Victoria Ocampo Fuente: wikipedia

Un poco de su vida:

      Ramona Victoria Epifanía Rufina Ocampo nació el 7 de abril de 1890 en la Ciudad de Buenos Aires (Argentina). Fue una escritora, ensayista, intelectual, editora y mecenas argentina más conocida como Victoria Ocampo. Fue la mayor de seis hermanas, siendo Angélica con la que más relación tuvo, destacando también a Silvina, quién también fue escritora. Sus padres eran Manuel Silvio Cecilio Ocampo, un ingeniero, y Ramona Máxima Aguirre.

    En 1896 la familia realizó un viaje por Europa durante un año. En ese periodo visitaron París, Londres, Ginebra y Roma, motivo por el que el primer idioma que Victoria aprendió fue en francés,  pero también acabó dominando el inglés y el español. Al pertenecer a una familia aristocrática fue educada en casa junto a sus hermanas, donde recibieron una educación privada con institutrices que le enseñaron literatura, lengua, historia, matemáticas y religión, así como la lengua inglesa de la mano de Kate Ellis.

Ocampo_children

Victoria y sus hermanas Fuente: wikipedia

    A su regreso a Buenos Aires comenzó su gran interés por la literatura, siendo admiradora de Julio Verne, Arthur Conan Doyle, Charles Dickens, Edgar Allan Poe, Daniel Defoe y Guy de Maupassant entre otros. Pero fue en 1901 cuando comenzó a usar la escritura como un desahogo, una forma de evadirse y comentar todo lo que pensaba, siendo el resultado de estos sus primeros relatos escritos en francés.

       Cuando Victoria contaba con 18 años se volvieron a trasladar a Europa, donde pudo recibir clases de piano, vocalización y filosofía. Además, asistió a la Universidad de la Sorbona, situada en París, donde se decantó por los estudios de literatura griega clásica, literatura inglesa, los orígenes del romanticismo, historia de Oriente así como distintas obras de Dante y Nietzsche.

       Al poco de regresar a Argentina se vio sumida en una depresión consecuencia de la muerte de su hermana Clara, quién tan solo tenía 11 años, a causa de una diabetes infantil. Este suceso marco la vida de Victoria.

descarga

Victoria Ocampo Fuente: Pinterest

      En cuanto a su vida privada, estuvo casada con Luis Bernardo Estrada desde 1912 hasta 1922, cuando se hizo efectiva su separación, a pesar de estar separados previamente. Ese suceso tuvo lugar durante su luna de miel, cuando Victoria comprobó que su marido no la iba a dejar ser libre una vez que se quedará embarazada, ese control era lo que Victoria no quería de un matrimonio. A su regreso a Argentina en 1914 vivieron en el mismo edificio pero en casas diferentes, hasta la oficializar el fin de su matrimonio.

      Su otra relación fue con Julián Martínez, primo de Estrada y con el que se llevaba quince años de diferencia. Se conocieron en 1913 durante la luna de miel de Victoria y Estrada. Por la década de 1920 se fueron a vivir juntos, hasta que 13 años después decidieron poner fin a su relación.

         Fue la primera mujer que obtuvo, en 1939, el permiso de conducir en Argentina.

Victoria Ocampo_06

Frases de Victoria Ocampo Fuente: Pensamientos Literarios

       En 1916 conoció a José Ortega y Gasset, quién le ayudo a perfeccionar su español y consiguió consagrar una gran amistad. Fue este quién, en 1924, publicó el primer relato de Victoria, De Francesca a Beatriz, que había sido traducido por Ricardo Baeza, pues hasta 1930 todos los escritos que Ocampo realizó estaban en francés y posteriormente eran traducidos al español.

        Tras asistir a una conferencia sobre Charles Chaplin y conocer a Waldo Frank, surgió la idea de que fundará una revista literaria, una revista en la que se trataran los temas e inquietudes del momento. Fue así como, el 1 de enero de 1931 salió a la luz el primer ejemplar de la revista Sur, esta edición contó con la participación, entre otros, de Waldo Frank, Jorge Luis Borges, Drie La Rochelle. Este número tuvo una gran aceptación y se vendió también en París y Madrid. Pero no estuvo absenta de críticas debido a la presencia de extranjeros en sus artículos. A pesar de todo, está revista se mantuvo en auge y fue de gran ayuda para la consolidación de grandes escritores jóvenes que buscaban una oportunidad de mostrar todo su potencial.

Revista-Sur

Revista Sur Fuente: La primera piedra

      En 1934 fue invitada por el régimen de Musolinni para realizarle una entrevista, a pesar de que está no estaba de acuerdo con el régimen, si accedió a la entrevista, en la que le preguntó por la situación de las mujeres en el régimen, así como que su deber no debería ser solo tener hijos. En este viaje a Italia, conoció a la escritora Virginia Woolf, con la que mantuvo una comunicación por carta. Sorprendida por su suicidio, escribió diario en homenaje a una gran escritora.

       En marzo de 1936 fundó, junto a sus dos amigas, Susana Larguía y María Rosa Olver, la Unión Argentina de Mujeres, como una manera de defender los derechos de las mujeres en Argentina, analizando la marginación a la que estaban expuestas, así como la lucha que llevaron a cabo con el avance del fascismo, en el que se pretendía modificar una reforma de ley en la que se le  quitaban a las mujeres todos los derechos civiles que habían logrado con el paso de los años, de manera que tuvieran que depender directamente del sexo masculino. Renunció a la presidencia en 1938, tras descubrir que ciertas socias estaban usando su imagen para beneficio propio.

       Otra amistad que fue importante en su vida fue la que mantuvo con Gabriela Mistral, a quién conoció en Madrid de la mano de María de Maetzu. Después mantuvieron el contacto en el que su amistad se fue profundizando, incluso llegaron a vivir juntas durante la visita de Mistral a Argentina. La revista Sur fue la encargada de publicar uno de los libros de Mistral, Tala.

f300x0-187223_187241_0

Gabriela Mistral y Victoria Ocampo Fuente: El intransigente.com

    Durante la Segunda Guerra Mundial, Ocampo ayudó a varias amigas a salir de distintos países, así como ayudó a Borges pagando sus primeras conferencias y diversas operaciones de vista que eran necesarias. Fue sin duda, una mujer dispuesta a ayudar a sus amigos, y si era posible, a aquel que lo necesitara.

        En 1943, invitada por la Fundación Guggenehim, realizó una gira por Estados Unidos dando conferencias. En 1946, invitada en esta ocasión por el gobierno británico, se convirtió en la primera latinoamericana presente en los Juicios de Núremberg, donde presenció parte de los juicios contra los criminales de la guerra nazi.

1053823556-1024x575

Juicios de Núremberg, Victoria fue la única mujer presente Fuente: infobae

       El 8 de mayo de 1953 Victoria fue detenida mientras se encontraba en Mar de Plata, fue interrogada y posteriormente, traslada a la cárcel femenina de El Buen Pastor en San Telmo, donde convivió con prostitutas y criminales femeninas, y donde declaro que allí es donde tocas fondo, donde aprendes a vivir en la realidad. Su arresto no tardó en ser noticia en el extranjero y amigos de Ocampo, como Aldous Huxley y Waldo Frank crearon un comité pidiendo la liberación de todos los intelectuales de Argentina encarcelados injustamente, Gabriela Mistral también interfirió, enviando un telegrama a Perón.

     Finalmente, el 2 de junio, tras pasar veintiséis días encarcelada, fue puesta en libertad, pero permaneció bajo estricta vigilancia hasta la caída de Perón en 1955. Además, a esa vigilancia se le sumaron los problemas económicos que comenzaba a tener, tras la gran inversión que debió realizar para la creación de su revista.

        En 1958 fue designada como la presidenta de Fondo Nacional de las Artes. A partir de 1960 Ocampo comenzó a recibir numerosos reconocimientos: en 1962 fue Comendadora de las Orden de Artes y las Letras; en 1965 recibió el premio María Moors Cabor, y este mismo año, junto con Borges, les fue otorgado la Orden de Comendador del Imperio Británico por la reina Isabel II; también recibió el premio Vaccaro; en 1967 le fue otorgado el doctorado honoris causa de la Universidad de Harvard. Recibió en su residencia en Villa Ocampo a la ministra Indira Gandhi, en 1968, quién le entregó el doctorado honoris causa de la Universidad de Visva Barathi.

Indira-Gandhi-con-Victoria-Ocampo-804x1024

Indira Gandhi y Victoria Ocampo Fuente: infobae

        Durante uno de sus viajes en París en 1963 fue diagnosticada de cáncer bucal, por lo que tuvo que ser operada y llevar una prótesis que le permitía comer, beber y hablar.

      En 1973, tras los enormes problemas económicos que la familia Ocampo tenía, las hermanas donaron sus residencias de Villa Ocampo y Villa Victoria a la UNESCO, con la finalidad de que estas fueran conservadas. Además, lograron un acuerdo para poder seguir viviendo en ellas hasta el fallecimiento de cada una.

       La salud de Victoria había empeorado y paso los últimos meses prácticamente sola. Ya no podía hablar y usaba una pizarra para comunicarse. El 27 de enero ingresó en estado de coma y falleció a las nueve de la mañana a los 88 años. Sus restos fueron trasladados al cementerio de la Recoleta, donde actualmente permanecen.

9440_1

Victoria Ocampo conduciendo Fuente: El Cultural

Su obra:

       Sus comienzos no fueron fáciles, pues la lengua que más dominaba era el francés y acostumbraba a escribir sus notas y relatos en dicha lengua, para posteriormente traducirlos. Al conocer a Jorge Luis Borges todo cambió. Él le enseñó un uso correcto del español con el que pudo empezar a abrirse paso en la cultura latinoamericana y en España, destacando que no siempre se llevaron correctamente, pues tenían un pensamiento bastante similar y eso provocaba que chocaran.

       A pesar de su pronto interés por la lengua, durante varios años soñó con ser actriz, algo que por su posición social su padre le prohibió. Finalmente, y tras varios escritos, Borges decidió traducir uno de ellos y publicarlo, lo que comenzó a dar a conocer su nombre por todo el mundo.

ocampo1

Victoria Ocampo Fuente: Literatura & Traducciones

       Con la creación de la revista Sur, obtuvo la oportunidad de llegar a más gente, no solo en Argentina, sino en todo el mundo, atrayendo también la cultura de otros lados como una forma de aprender. Contó con la colaboración de muchos de los amigos que había ido dejando tras sus largos viajes y sus estancias en distintos lugares. Pero, no dejo de lado la escritura a pesar de estar centrada en la publicación de los distintos ejemplares.

       A lo largo de toda su vida, Victoria no solo escribió varias obras, sino que también realizó traducciones, escribió testimonios y autobiografías, así como numerosas cartas con distintos amigos, de las cuales no se conservan en su totalidad, pues tras su fallecimiento había dado órdenes de quemar algunas, como una manera de protegerse a sí misma.

ImageRevistaSur-1

Primera reunión de la revista Sur Fuente: Tiempo de música

Algunas de sus obras:

Testimonios

  • Testimonios, 1ª serie. Madrid: Revista de Occidente, 1935.
  • Testimonios, 2ª serie. Buenos Aires: Sur, 1941.
  • Testimonios, 3ª serie. Buenos Aires: Sudamericana, 1950.
  • Testimonios, 4ª serie. Buenos Aires: Sudamericana, 1950.
  • Testimonios, 5ª serie. Buenos Aires: Sur, 1954.
  • Testimonios, 6ª serie. Buenos Aires: Sur, 1962.
  • Testimonios, 7ª serie. Buenos Aires: Sur, 1967.
  • Testimonios, 8ª serie. Buenos Aires: Sur, 1971.
  • Testimonios, 9ª serie. Buenos Aires: Sur, 1975.
  • Testimonios, 10ª serie. Buenos Aires: Sur, 1977.
testimonios-victoria-ocampo-D_NQ_NP_531211-MLA20486854825_112015-F

Testimonios de Victoria Ocampo Fuente: mercado libre

Autobiografías

  • Autobiografía I: El archipiélago. Buenos Aires: Sur, 1979.
  • Autobiografía II: El imperio insular. Buenos Aires: Sur, 1980.
  • Autobiografía III: La rama de Salzburgo. Buenos Aires: Sur, 1981.
  • Autobiografía IV: Viraje. Buenos Aires: Sur, 1982.
  • Autobiografía V: Figuras simbólicas. Medida de Francia. Buenos Aires: Sur, 1983.
  • Autobiografía VI: Sur y Cía. Buenos Aires: Sur, 1984.
-autobiografia-1-2-victoria-ocampo-sur-1era-ed-D_NQ_NP_18361-MLA20153802753_082014-F

Autobiografías de Victoria Ocampo Fuente: mercado libre

Traducciones

  • Albert Camus: Calígula. Buenos Aires: Revista Sur, números 137-138, marzo-abril 1946.
  • Colette y Anita Loos: Gigi. Buenos Aires: Sur, 1946.
  • Dostoievsky-Camus: los poseídos. Buenos Aires: Losada, 1960.
  • William Faulkner-Albert Camus: Réquiem para una reclusa. Buenos Aires: Sur, 1957.
  • Graham Greene: el cuarto en que se vive. Buenos Aires: Sur, 1953.
  • Graham Greene: el que pierde gana. Buenos Aires: Sur, 1957.
  • Graham Greene: la casilla de las macetas. Buenos Aires: Sur, 1957.
  • Graham Greene: el amante complaciente. Buenos Aires: Sur, 1959.
  • Lanza del vasto: Vinoba. Buenos Aires: Sur, 1955.
  • E. Lawrence: El troquel. Buenos Aires: Sur, 1959.
  • Dylan Thomas: Bajo el bosque de leche. Buenos Aires: Sur, 1959.
  • Graham Greene: Tallando una estatua. Revista Sur, junio de 1965.
  • Jawaharlal Nehru: Antología. Sur, diciembre de 1966.
  • Mahatma Gandhi: Mi vida es mi mensaje. Buenos Aires: Sur, 1970.
  • Graham Greene: La vuelta de A.J.Raffles. Buenos Aires: Sur, 1976.
  • Paul Claudel: Oda Jubilar. Buenos Aires: Sur, 1978.
81600740

Un libro traducido por Victoria Ocampo Fuente: todocoleccion

Obras

  • De Francesca a Beatrice (con prólogo de Ortega y Gasset). Madrid: Revista de Occidente, 1924; Buenos Aires: Sur, 1963.
  • La laguna de los nenúfares. Madrid: Revista de Occidente, 1926.
  • Domingos en Hyde Park. Buenos Aires: Sur, 1936.
  • San Isidro(con un poema de Silvina Ocampo y 68 fotografías de Gustav Thorlichen). Buenos Aires: Sur, 1941.
  • Le Vert Paradis. Buenos Aires: Lettres Francaises, 1947.
  • Lawrence d´Arabia(publicado en francés e inglés). París: Gallimard, 1947.
  • El viajero y una de sus sombras. Buenos Aires: Sudamericana, 1951.
  • Lawrence de Arabia y otros ensayos. Madrid: Aguilar, 1951.
  • Virginia Woolf en su diario. Buenos Aires: Sur, 1954.
  • Habla el algarrobo. Buenos Aires: Sur, 1959.
  • Tagore en las barrancas de San Isidro. Buenos Aires: Sur, 1961.
  • Juan Sebastián Bach, El hombre. Buenos Aires: Sur, 1964.
  • La bella y sus enamorados. Buenos Aires: Sur, 1964.
  • Diálogo con Borges. Buenos Aires: Sur, 1969.
  • Diálogo con Mallea. Buenos Aires: Sur, 1969.
  • Páginas dispersas de Victoria Ocampo. Números 356/357 de la revista Sur: enero-diciembre de 1985. Buenos Aires, 1987.
Obra-de-Victoria-Ocampo-600x340

Revista “Sur”, Victoria Ocampo Fuente: Todo tiene un límite

Trasmisión:

         Victoria Ocampo no fue solo una gran escritora que supo llegar a muchas personas, tanto con sus obras como con su revista, sino que fue una mujer que lucho por los derechos de estas y trato de ayudar siempre que le fuera posible.

      Con la creación de la Unión Argentina de Mujeres se implicó en la lucha por los derechos civiles que las mujeres argentinas habían logrado con los años, y con el ascenso del fascismo, trató de evitar esa derogación de derechos por la cual toda mujer pasaba a depender en totalidad del sexo masculino, sin derecho a nada. Y no solo fue una lucha en Argentina, sino que trato de llegar a más sitios, logrando que algunos de sus recursos se retransmitieran en una España sumergida en el franquismo.

     También logró aumentar su cultura y su visión de todo lo que pasaba como consecuencia de sus viajes y sus estancias en el extranjero.

victoria-ocampo-ecrivain-750x525

Victoria Ocampo joven Fuente: Argentina Exception

         Con el estallido de la Segunda Guerra Mundial mandó comida y ropa a los sitios más afectados, así como llegando a ayudar a varias amigas a salir de sus países con el envió de dinero tras la ascensión del fascismo. Mientras, en Argentina ayudó a muchas personas que no tenían recursos a estudiar, así como recogió a huérfanos y les dio la oportunidad de estudiar y lograr ser algo en la vida.

       Fue una mujer que se salió de los ideales en una época en la que no se esperaba mucho de las mujeres. Supo salir adelante sin la necesidad de un hombre que le retuviera su libertad, decidió no tener hijos y no los tuvo, no cayó en los tópicos y sin embargo supo ser feliz y luchar por lo que quería. Fue una intelectual cuando a las mujeres se les consideraba fuera de ese ámbito y llegó a ser la primera mujer en tener carnet de conducir en Argentina.

        No es solo una escritora que permanece en el tiempo, sino que es una mujer que enseñó que se puede llegar al fin del mundo si se tienen ganas de luchar por ello.

Actualidad_132749346_6919153_854x640

Victoria Ocampo Fuente: El Español

Fuentes:

 

Anuncios